La ventana, 28ª parte.

 

“Holly…”

Oí su voz a mi espalda, cuando me giré y vi su cara, me pareció triste. Estaba a unos pasos de mi, como guardando las distancias. Tal vez temiera mi reacción. No sé.

“Tengo que explicarte muchas cosas y no tengo demasiado tiempo. Debería haberlo hecho antes y no he sabido como, no sin que tu… por mi culpa… por mi egoísmo… Ohj, dios!! Ahora no sé por donde empezar”.

 “¿De qué me hablas? No entiendo nada…”

 “¿Recuerdas a los vecinos? Hace un rato que…”

 “¿Pero que tienen que ver los vecinos con nosotros dos?”

 “Con nosotros… Nada, absolutamente nada.”

 “Pues no hablemos de ellos. ¿Qué está pasando Ale? Me refiero aquí, ahora…”

 “Puede que no sea el mejor momento”.

 “¿El mejor momento para qué?”

 “Para hablar del ahora, ni siquiera es un buen momento para hablar del tiempo… puede que no exista un ahora, puede que yo no quiera que exista.”

  “Entonces… quizás debería… irme, no crees?”

Era lo que me había estado temiendo. Estaba triste yo también. Creo que en todo este tiempo que Ale ha estado ceca de mi, la tristeza a sido la reina del baile. La incertidumbre y la tristeza. Buena pareja. Me miraba sin decir palabra. Entonces yo eché a andar hacia la puerta, con la secreta esperanza de que me detuviera, pero no fue así. Me giré antes de salir de la terraza, él no miraba.

Entré de nuevo en la cocina y allí estaban Luís y Marc, en silencio, esperando. Cuando me vieron aparecer Marc se levantó y vino derecho hacia mí.

“¿Ya te lo ha dicho? ¿Qué te parece? Podría bajar yo y…”

“Marc. Déjala ir.” –Luís lo detuvo cogiéndolo  del antebrazo.

“Pero, entonces…”

Luís negó con la cabeza. Y yo desaparecí de allí. Necesitaba tiempo para pensar con claridad, para analizar todo lo que me había pasado desde esta tarde a las ocho. Bajé por la escalera hacia la calle. Ni se me pasó por la cabeza entrar en casa de los vecinos, de hecho, seguro que ya no quedaba nadie. Ya en el portal, me dirigí a los buzones y me paré justo frente al de Ale. No me había fijado el otro día, pero su tarjeta tenía una esquina un poco levantada. No sé por qué miré su buzón, no sé por qué tiré de su tarjeta… Quizá pensé que era una entrada al país de las maravillas, una puerta por donde encontrar a Alicia acompañada del gato a rallas, persiguiendo a un conejo que llegaba tarde. ¡Qué estupidez!

La primera vez que vi esa tarjeta, me había muerto de curiosidad. Me atrajo su color y me había intrigado su inscripción. Con la que encontré debajo me sucedió lo mismo. Estaba escrita a mano, con letra de mujer. Su color era blanco… como las otras. 

                                                                      

                                                                        "Laura y Alexander"

                                                                           "Recién casados"  

 

                                                                                                                                                      Continuará…

 

P.D. Sigo queriendo saber a qué saben…

 

P.D. 2: He intentado poneros música, para que al entrar, escuchárais a "Lady Day" en una canción que… bueno, yo creo que le pega a esta entrada. Pero no la encuentro en el formato adecuado. La canción es "I’m a fool to want you", ¿la escucháis mientras leéis, por favor? El enlace está al principio, en mi nombre… que también es el suyo.

                                                                                                                                                                          Holly.

Anuncios

3 pensamientos en “La ventana, 28ª parte.

  1. !!Hoy castigados sin capitulo!!!,bueno no es cuestion de agobiar si no de esperar con paciencia,te agradezco muchisimo el esfuerzo que realizas para saciar mi curiosidad en la "Ventana"ya estamos en 28 capitulos,tu escribiendo y yo leyendo.
    Holliday¿como han sido las vacaciones?algo me contaste pero me gustaria que me dijeras si has ido al mar o a la montaña y algo de lo que has hecho en ellas,no solo me importa la historia tambien tu como persona,siento conocer mas a Holly que a Holliday,aunque algo tuyo hay en las dos,para esa persona un abrazo muy fuerte de Marina

    Me gusta

  2. En la misma linea, te he dejado un mensaje en mi blog. no he podido dejarlo aqui mismo. espero que te guste.
    saludos cordiales
    toni
     

    Me gusta

  3. Primero lei sin musica para que mi cerebro solo recibiera imagenes de Holly despues con la cancion me deje llevar por la voz de Billie,dos sensaciones iguales pero diferentes,no se si me explico.Cuando la primera persona de la Ventana es Holly noto mas ansia de vida,Ale esta muerto en vida,Holly salta y brinca Ale se arrastra,es como los dos lados que la mayoria tenemos queriendo que el ganador sea Holly pero por desgracia el otro lado existe.Un beso muy grande.
    PD si, soy yo con Wuanda en la foto,hace 15 años.Marina

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: